La ortodoncia es una rama de la odontología especializada en el diagnóstico, prevención y tratamiento de las irregularidades dentales y faciales. Es importante reconocer cuándo se recomienda una ortodoncia. A través de la ortodoncia, se pueden corregir problemas como el apiñamiento, la mala mordida y otros desequilibrios en la posición de los dientes y las mandíbulas. 

Pero, ¿cuándo se recomienda una ortodoncia? En este artículo, exploraremos las situaciones en las que se aconseja considerar un tratamiento ortodóntico y cómo puede mejorar la calidad de vida de una persona.

Signos de que podrías necesitar ortodoncia

Si te preguntas si necesitas una ortodoncia pero no lo tienes claro, siempre puedes acudir a tu dentista de confianza para que te despeje las dudas. Aun así, a continuación listamos una serie de signos de que podrías necesitar ortodoncia:

E

Apiñamiento dental: el apiñamiento dental ocurre cuando los dientes no tienen suficiente espacio para crecer en línea recta y se desplazan hacia posiciones incorrectas. Esto puede dificultar la higiene bucal y aumentar el riesgo de caries y enfermedad periodontal.

E

Espacios excesivos entre los dientes: los espacios excesivos entre los dientes pueden ser el resultado de dientes faltantes, tamaño desigual de los dientes o hábitos bucales inadecuados. La ortodoncia puede ayudar a cerrar estos espacios y mejorar la estética y la función de la dentición.

E

Maloclusión o mala mordida: la maloclusión es una alteración en la forma en que las mandíbulas y los dientes se alinean y encajan entre sí. Esto puede causar dificultades para masticar, hablar y mantener una buena higiene bucal. Los tipos comunes de maloclusión incluyen el sobremordido, la mordida cruzada y la mordida abierta.

¿Crees que podrías necesitar ortodoncia?

En Clínica Dental Sant Marc contamos un equipo de profesionales con una amplia experiencia que te aconsejaran y asesoraran para una buena salud dental.

Consideraciones de edad para la ortodoncia

La ortodoncia interceptiva se realiza en niños en crecimiento con el objetivo de prevenir o minimizar futuras maloclusiones. Este tratamiento puede comenzar entre los 6 y los 10 años de edad y generalmente implica el uso de aparatos removibles o fijos para guiar el crecimiento de las mandíbulas y la posición de los dientes.

La ortodoncia en adolescentes es el tratamiento más común y suele iniciarse entre los 11 y los 15 años, cuando se ha producido la erupción de la mayoría de los dientes permanentes. Los tratamientos en adolescentes incluyen brackets tradicionales, alineadores transparentes y otros dispositivos ortodónticos.

Por último, cada vez más adultos buscan tratamientos ortodónticos para mejorar su apariencia y función dental. Aunque el tratamiento en adultos puede ser más prolongado debido a la falta de crecimiento mandibular, los resultados pueden ser igual de exitosos que en pacientes más jóvenes.

Beneficios de la ortodoncia

La ortodoncia presenta una serie de beneficios notorios a cualquier edad:

  • Mejora de la estética dental: un tratamiento ortodóntico exitoso puede mejorar significativamente la apariencia de la sonrisa, lo que puede aumentar la autoestima y la confianza en uno mismo.
  • Mejora de la función masticatoria: la corrección de la mala mordida y el apiñamiento facilita la masticación y la distribución adecuada de las fuerzas en los dientes, lo que puede reducir el desgaste dental y evitar problemas en las articulaciones temporomandibulares.
  • Facilita la higiene bucal: la ortodoncia puede facilitar la higiene bucal al corregir el apiñamiento y los espacios excesivos entre los dientes, lo que permite un acceso más fácil al cepillado y al uso del hilo dental.
  • Prevención de problemas dentales y periodontales: al mejorar la alineación dental y la mordida, la ortodoncia puede reducir el riesgo de caries, enfermedad periodontal, pérdida de dientes y otros problemas bucales.
  • Mejora de la función del habla: en algunos casos, la ortodoncia puede ayudar a mejorar la función del habla al corregir la posición de los dientes y las mandíbulas.

La ortodoncia es recomendable en una variedad de situaciones, como el apiñamiento dental, los espacios excesivos entre los dientes y las maloclusiones.

Aunque es común que los tratamientos ortodónticos comiencen durante la infancia o la adolescencia, cada vez más adultos también buscan tratamientos para mejorar su apariencia y función dental.

Si experimentas alguno de los problemas mencionados anteriormente, es aconsejable consultar a un ortodoncista para evaluar si un tratamiento ortodóntico es adecuado para ti.

¿Necesitas más información?

En Clínica Dental Sant Marc contamos un equipo de profesionales con una amplia experiencia que te aconsejaran y asesoraran para una buena salud dental.

¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...
dental quality
Formulario Lateral ES
close slider

    Pide cita con nosotros

    Tratamiento: